Obsesión por la pelota: Causas y soluciones

Facebooktwittermail
perros-jugando-pelota

¿Cuando dejas de jugar con la pelota con tu perro sigue pidiéndotela desesperadamente?¿Cuando la tiene es muy difícil quitársela?¿Solo quiere jugar con la pelota? Si la respuesta es si a alguna de estas preguntas o a todas en el peor de los casos, seguramente tu perro tenga obsesión por la pelota.

Jugar con ellos y la pelota no es nada malo, al revés, es beneficioso para ellos. El problema empieza cuando esto se convierte en un tipo de adicción para ellos, ya que el perro dejará de disfrutar y podrá producir problemas de conducta.

Te contamos como tu perro puede volver a disfrutar de la pelota.

¿Tiene mi perro obsesión por la pelota?

A la mayoría de los perros les encanta jugar con pelotas, es algo casi innato en ellos.  Pero si ves que desde que sale a la calle su único objetivo es que saques la pelota y se la tires, tu perro tiene un problema que le alejará del tan deseado equilibrio mental y que le provocará ansiedad, estrés y cambios en el comportamiento.

Algunos de los síntomas de la obsesión por las pelotas son: 

  • En los paseos solo quiere jugar con las pelotas.
  • La esconde para que no se la quites.
  • No se cansa de jugar con ella por mucho tiempo que pase.
  • Se pone agresivo si se acercan otros perros a la pelota.
  • Llora y ladra si sacas la pelota.
  • No suelta la pelota y te cuesta mucho quitársela.

¿Qué puede provocar la obsesión por la pelota?

Una de las causas mas comunes que propician la obsesión por la pelota en los perros es su instinto cazador. A los perros les gusta perseguir y atrapar la pelota, se asemeja a una presa de la naturaleza.

Pero en la actualidad, la causa mas común para este tipo de obsesión somos nosotros y nuestro objetivo de cansar a nuestro perro para que en casa este tranquilo en casa. Por ello muchos refuerzan y excitan demasiado a su perro tirándole la pelota, cosa que es contraproducente porque reforzando el ejercicio físico el perro cada día necesitará mas actividad para cansarse. 

Muchos dueños prefieren salir y tirarle la pelota a su perro 100 veces que darse un largo paseo para que ademas de ejercitarse físicamente ejercita el olfato y mas estímulos mentales.

¿Cómo evitar la obsesión por la pelota?

La solución para esta obsesión es la que todos pensamos y aunque parezca drástica funciona: Retirar la pelota.

Y cuando decimos retirar es retirar, que tu perro no la vuelva a ver en un tiempo.
Si siempre la llevabas en una mochila durante los paseos, cambia de mochila o no la lleves. Que no pueda relacionar nada con la pelota.

Tu perro te pedirá la pelota los primeros días, pero tienes que mantenerte fuerte y tener paciencia. Nosotros a la tercera semana con ZOE lo conseguimos, ya sale y no se acuerda de la pelota.

Eso si, tienes que darle alguna alternativa en los primeros días de “abstinencia” como juegos de olfatos, salir a correr con el o pasear por sitios nuevos.

Cuando veas que tu perro ya no esta atento a si llevas la pelota o no, podrás sacarla y jugar con el de vez en cuando. días sueltos y sin ninguna relación para que el no pueda tomar otra vez ninguna rutina con la pelota.

Y como siempre aconsejamos en tuperrohoy.com, si ves que la obsesión por la pelota esta provocando un gran desequilibrio en tu perro acude a un etólogo o adiestrador para que te ayude.

Facebooktwittermail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies, haces clic en "Aceptar" o sigues navegando estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar